sol-plutón: historia

Antes de poner todas las frases que asocio con este aspecto en el siguiente post, quiero contar una historia real: Un grupo de misioneros (entre los que me encontraba yo) fue a hacer proselitismo a un barrio pobre.  Había una casa especialmente siniestra: se veía muy pobre, pero era más que eso… daba miedo realmente.  Las tablas estaban grises, con moho y el ambiente se sentía pesado y amenazante. Las ventanas estaban tapadas con madera y  la maleza dejaba de crecer súbitamente desde los perímetros de la casa hacia adentro.

 Las personas del barrio nos decían que por favor no nos acercásemos a esa casa, pues no iban a poder ayudar en caso de algún siniestro.  Nos aseguraban que ahí había gente loca y peligrosa, ex convictos y ex prostitutas adictos que se juntaban a practicar toda clase de vicios, no sólo la droga; que en algunas noches se escuchaban ruidos horribles provenientes de ahí y que ya varios de ese grupo habían fallecido en circunstancias “misteriosas”.  Cuentan que sus cuerpos fueron utilizados como parte de rituales satánicos.. aunque a lo mejor esa parte ya era una exageración.

Lo cierto es que realmente nos sentimos intimidados por la presencia de esa casa y la omitimos de nuestro recorrido.  Uno de nosotros, a quien yo considero un chico muy inteligente y sano, dijo que se iba a comprar una botella de agua en la tienda de la esquina, y que a lo mejor le hablaba al dueño sobre lo que sea que estábamos predicando (ya no formo parte de esas misiones).

Seguimos nuestro rumbo y, al finalizar, como aún no se nos unía nuestro amigo nos preocupamos un poco, pero quizás se había quedado predicando por ahí solo, dado que sabía mucho y era independiente.  Regresamos al callejón de la casa para irlo a ver en la tienda y… lo vimos salir de la casa.

Estaba muy serio, no nos contó lo que vio para no alimentar nuestro morbo (parece que el ambiente si era heavy) pero al preguntarle por qué había ido a esa casa, nos dijo: “Justamente el hecho de que ese lugar nos diera tanto miedo y fuera tan horrible fue lo que me motivó a ir.  De todas las casas, era ÉSA la que valía la pena visitar”.  Mi amigo tiene el sol en conjunción a Plutón.

 Sol y Plutón es valiente, pero no como Sol-Marte, que es por competir, por demostrar cuán valiente se es, sino valiente porque tiene la motivación para ir a donde nadie más va, y no le interesa el hecho de que nadie va a estar alentándolo o aplaudiéndole, sino, a lo mejor cuestionándole por ser tan extraño.  A Sol-Plutón lo motiva ir hasta el fondo, exponerse a lo extremo para conocerse dentro de esa experiencia, sobre todo cuando nadie más quiera, y ser coherente.

Con ellos, la superficie nunca será suficiente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: